En cuanto a la llegada en avión lo mejor es el Aeropuerto JFK, que es le más importante que existe en la ciudad. Es el que mayor número de vuelos recibe. Está ubicado en Long Island en lo que se denomina Jamaica Bay. Tiene nueve terminales de viajeros y es un aeropuerto enorme. Tras haber pasado los controles migratorios habrá que decidirse por el transporte público o por un taxi para llegar a nuestro punto de destino.

viajeanuevayork23072008

Los taxis son los que hemos visto todos en las películas. Son los famosos taxis amarillos de NYC. Viajar desde el aeropuerto JFK hasta nuestro lugar de destino nos saldrá 30 $, aunque a esto hay que añadir los peajes de los puentes por lo que habrá que añadir 5 $ más. La única manera de pagarlos es con efectivo y será necesario que tengamos billetes pequeños para pagarle porque no es muy habitual que tengan cambio.

También tenemos la opción LIMO, que son unos monovolumenes que nos llevarán a nuestro lugar de destino. El propio chofer se hará cargo de nuestro equipaje y no hay que pagar los peajes de los puentes. Para seis personas el precio suele rondar los 125 $.

El autobús es la forma más económica de viajar desde la terminal. Hay autobuses – lanzadera que nos dejarán en diferentes lugares de la isla de Manhattan. El viaje cuesta 13 $ y muchos de ellos nos dejan en la Grand Central Terminal. Seguramente es la mejor opción porque desde allí se pueden coger otros autobuses, que por 2 $ nos llevarán una gran cantidad de hoteles.

Fuente: Nueva York.es  |  Imagen: Flirck